Laboratorio de control de calidad: área imprescindible en una procesadora de productos cárnicos

Nuestra Industria/Laboratorio de control de calidad: área imprescindible en una procesadora de productos cárnicos

La seguridad alimentaria es uno de los controles más importantes para las procesadoras de carnes y embutidos. Con el objetivo de elaborar productos de alta calidad, confiables y seguros, las empresas implementan filtros y protocolos monitoreo. El laboratorio de control de calidad es uno de estos recursos, y es a través de este que es posible establecer las condiciones sanitarias necesarias para una producción eficiente.

El laboratorio de control de calidad es un espacio adecuado para realizar análisis especializados y verificar la calidad de alimentos para consumo. Se trata así de un espacio en donde se desarrollan auditorías alimentarias, a gran detalle, para lograr determinar riesgos. De la misma forma, el laboratorio es el espacio idóneo para realizar inspecciones de certificación oficial.

¿Qué funciones tiene el laboratorio de control de calidad?

Como se ha mencionado, en el laboratorio se realizan auditorias alimentarias. Estas consisten en diversos análisis de control químico, microbiológico y físico. Los análisis más frecuentes en un laboratorio de control de calidad son los siguientes:

  • Físico y químicos: en los que se analizan elementos como la acidez, el pH del contenido, el contenido neto y otras características físicas.
  • Microbiológicos: aquí se detectan patógenos a través de diversos indicadores.
  • Análisis de toxinas: se detecta y clasifica la presencia de micotoxinas, patulina y aflatoxinas.
  • Análisis de nutrientes: como vitaminas y minerales en los contenidos. Igualmente, se analiza el uso de aditivos, conservadores y otras sustancias químicas.

¿Qué equipo se requiere para el laboratorio de control de calidad?

Todo laboratorio de control de calidad necesita instalaciones adecuadas y equipadas con las herramientas pertinentes. Los análisis que se realizan son altamente complejos, por lo que es necesario contar con instrumental de alta gama.

El laboratorio debe esta climatizado, con una buena alimentación del aire, iluminación y mesas de trabajo amplias. Todos los materiales deben ser fáciles de limpiar y desinfectar, así como contar con la instalación de agua correcta.

Para los análisis microbiológicos es necesario contar con cámaras refrigerantes y hornos. Se necesitan medios de cultivo, recipientes de vidrio, microscopios, lupas y mecheros.

Para los análisis de tipo físico y químico, es necesario contar con aparatos como calibrador, balanza de precisión, termómetro, micrómetro y salímetro. Aunado a esto, en el análisis de la química de cárnicos se utilizan materiales grasos, proteínas, cloruros y demás sustancias.

Las empresas dedicadas a la producción de cárnicos y embutidos deben tener como prioridad la seguridad e inocuidad alimentaria. Un laboratorio de control de calidad puede asegurar la producción de alimentos seguros para el consumidor y la obtención de certificaciones oficiales.

Related Posts

Facebook
YouTube
LinkedIn
Informes y Ventas